Castillo de Aldehuela, Jaén

El Castillo de Aldehuela es una fortaleza rural construida al final del siglo XIII, ubicada a 6 kilómetros de la carretera entre Jaén y Torredelcampo, en la provincia de Jaén, España. Está reconocido como un Bien de Interés Cultural, según el decreto de 22 de abril de 1949.

Se trata de un conjunto de restos arquitectónicos. Estos incluyen un cortijo, el cual contenía una almazara y bodega de aceites. También hay una torre cuadrada, similar a la del Castillo de la Muña, construida en mampuesto.

Además, hay una mina de agua de origen musulmán, con más de 50 m de longitud. Esta mina ya no es transitable debido a los derrumbamientos. Esta mina también contiene conductos de cerámica, arquetas y lumbreras.

También hay una alberca, levantada sobre una anterior medieval, y restos de un molino. Por último, hay restos de varios muros, uno de ellos de tierra apisonada, y los dos restantes de tapial. Estos muros formaban parte, presumiblemente, del cierre original del castillo.

Visita Castillo de Aldehuela

Esta impresionante torre tiene 8,70 metros de lado y 12 metros de altura. Tiene dos habitaciones interiores, la primera con una bóveda original. Se cree que fue construida en la segunda mitad del siglo XIII.

En los alrededores del cortijo se encontraron restos de la época romana bajoimperial en una gran área, incluyendo el muro de un aljibe. Desafortunadamente, estos restos estaban muy dañados por la erosión y la roturación de la tierra para el cultivo de olivos.

No encontramos nada en la superficie que nos indique que hubo presencia visigoda, pero todo apunta a que la ocupación continuó durante ese periodo.

En el cerro se encontraron materiales del periodo emiral en un área pequeña, pero no se hallaron restos de edificación. Sin embargo, hay una gran estructura hidráulica que se ha reutilizado hasta nuestros días. Se trata de un qanât, una acequia excavada en la roca que lleva el agua del manantial a una alberca. Esta estructura podría datarse de esta época.

Durante los siglos X y XI, esta zona estaba completamente vacía. Sin embargo, en el siglo XII, la gente comenzó a volver a ocuparla. Al final del siglo XIII, los cristianos transformaron la estructura defensiva existente en la torre del homenaje que conocemos hoy en día. Esta torre está construida con mampostería irregular y sillarejo en las esquinas.

Durante los siglos XIV y XV, la zona de la Aldehuela no contaba con dehesa boyal propia. Por lo tanto, no se cultivaba cereal, sino que se aprovechaba el manantial y el gran sistema hidráulico emiral para cultivar huertas y árboles.

A finales del siglo XV, la población de la Aldehuela no era muy numerosa, ya que no tenía parroquia propia. La Torre de la Aldehuela pertenecía al Concejo de Jaén y servía como refugio para los campesinos de las zonas cercanas.

Esta torre tenía una gran importancia, ya que controlaba el camino de Jaén a Torredelcampo. Esto queda demostrado en un pasaje del Sumario de Prohezas y casos de guerra, de Juan Arquellada, en el que se trata de acordar una tregua entre el Condestable Iranzo y los defensores del derecho al trono del infante don Alfonso.

El cortijo anejo, que aprovecha la torre, nos indica que la zona ha sido habitada en el pasado. Esto se ve reflejado en la presencia de una almazara y bodega de aceite de oliva.

Hoy en día, el conjunto se encuentra deshabitado. Las techumbres de la casa de labor adjunta ya se han derrumbado.

Si estás interesado en explorar el Castillo de Aldehuela, visita pronto el lugar para disfrutar de una experiencia única. Bienvenido a la historia de este maravilloso castillo. ¡Adelante!

Castillo de Aldehuela en Jaén

Localización: Jaén

País: España

Construcción: finales del Siglo XIII o principios del Siglo XIV.​

Ubicado en: Torredelcampo

Mapa Castillo de Aldehuela

18 comentarios en «Castillo de Aldehuela, Jaén»

    • Parece que tienes una fascinación por los laberintos de historia y misterio. A mí, personalmente, me encantaría perderme en algo más emocionante que un castillo antiguo. Cada quien con sus gustos, supongo.

      Responder
  1. ¡Qué castillo tan impresionante! Me encantaría explorar sus misteriosas habitaciones y descubrir sus leyendas.

    Responder
    • Este castillo tiene una historia fascinante y sin duda sería increíble tener la oportunidad de explorarlo. Sería como adentrarse en un mundo lleno de misterio y emoción. ¡Definitivamente un lugar que vale la pena visitar!

      Responder
    • ¡Sin duda! El Castillo de Aldehuela es un lugar impresionante. No puedo perderme la oportunidad de visitarlo. ¿Cuándo nos vamos?

      Responder
    • Pues yo no veo la maravilla que dices. Para mí parece solo un montón de piedras viejas. Prefiero invertir mi tiempo en algo más interesante. Cada uno con sus gustos, ¿no? 🤷‍♀️

      Responder
    • No sé si se utilizó para una película de fantasía, pero seguro que sería perfecto para filmar una película de terror. ¡Imagínate las sombras y los secretos que esconde ese lugar!

      Responder
    • Jajaja, qué ocurrencia. Los unicornios solo existen en los cuentos de hadas. Pero sí, el castillo es realmente peculiar. ¡Quién sabe qué historias habrá vivido dentro de sus muros!

      Responder

Deja un comentario


El periodo de verificación de reCAPTCHA ha caducado. Por favor, recarga la página.